Revisando el Manuscrito

Días atrás hablamos de enviar el Manuscrito y te di varios consejos antes de hacerlo. La entrada de hoy consiste en varios consejos a tener en cuenta mientras lo corregimos.

  1. Evita las redundancias, no crees subtítulos y utiliza tantos sinónimos conocidos como te sea posible.
  2. Vigila y evita las impropiedades léxicas, pues a menudo nos fiamos demasiado del significado que creemos saber de una palabra. Si no estás seguro 100% búscala en el diccionario.
  3. Evita los heterónimos (palabras comodín). Las palabras con múltiples significados empobrecen el texto.
    • Ejemplo: Tema, cosa…
    • No debemos abusar tampoco de ciertos verbos, en especial del verbo hacer.
  4. No repitas palabras. Solamente repítelas cuando quieras remarcar algo, pero cuidado.
  5. Vigila con la gramática, si una frase no queda clara reescríbela.
  6. Evita extranjerismos/anglicismos innecesariamente.
  7. Evita los tópicos.
  8. Elimina escenas y diálogos innecesarios.
  9. Mejora escenas y diálogos.
  10. Evita los archisílabos (palabras muy largas que tienen un sinónimo perfecto y mucho más corto).
    • Ejemplo: Lo hizo con la intencionalidad de…
      • Lo hizo con la intención de…
  11. Vigila con las perífrasis o circunloquios (estructura con varias palabras que se puede reducir a un sólo verbo).
    • Hacer un alto / Detenerse.
    • Hacer acto de presencia / Aparecer.
    • Ser objeto de insultos / Ser insultado.
  12. Evita dar saltos de registro bruscos. Si un personaje habla en tono coloquial no puede hablar de repente en tono formal, a no ser que previamente se haya avisado al lector.
  13. Revisa que no queden cabos sueltos dentro de la trama.

No es necesario que sigas todos estos consejos, esta entrada es más bien orientativa, pero debes fijarte bien en lo que escribes y tomar decisiones a la hora de pensar en cómo escribe cada uno. Claro que se deben de evitar cuantos más tópicos mejor, pero si quieres poner eres libre de ello pues es tu obra y quien mandas eres tú.

¡Mucha suerte en el mundo editorial y a por todas!

Saludos,

MonikBlanchett.

libros-de-motivacion

 

¿Por dónde empiezo?

La eterna pregunta del millón de dólares: ¿Por dónde empiezo mi novela?

Antes de empezar, hay ciertas pautas que deberás determinar antes:

  1. ¿Qué historia quieres contar? ¿A qué género pertenece?
  2. ¿Quién será el protagonista de tu historia? ¿Quién el antagonista?
  3. ¿Dónde transcurre la historia?
  4. ¿Cómo se desarrolla el conflicto de la trama principal?
  5. ¿Por qué ocurre esto y por qué a este personaje?

Una vez tenemos estos 5 puntos clave en mente, podemos pasar a las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué personajes secundarios incluye la trama?
  2. ¿Existen subtramas de otros personajes o del mismo protagonista?
  3. ¿Por qué mi antagonista es antagonista? ¿Qué lo ha llevado a esa situación?
  4. ¿Cómo resuelve el conflicto el protagonista y cómo termina la historia?
  5. ¿Y si la historia fuera diferente?

Es importante tener todas estas cosas claras, y por supuesto te puedes hacer muchas más preguntas, aunque temas como el final pueden revelársete más adelante o incluso ser modificados sobre la marcha. Lo ideal es hacerse un mapa conceptual, un esquema, una escaleta, e ir siguiendo paso a paso. Hay mil formas de hacerlo, puedes buscar ayuda en Internet o puedes crearte un método de trabajo propio. Yo prefiero el mío, porque voy más a mi aire y me aclaro mejor conmigo misma:

Escaleta

Me organizo de la siguiente manera:

  • Arriba, la línea argumental de la protagonista. Los acontecimientos escritos en rojo son giros importantes en la historia.
  • Los diferentes colores que van apareciendo bajo ella son los personajes secundarios, su vida antes de encontrarse con ella y su vida a partir de ella.
  • Abajo, la línea argumental de la protagonista, una vez más.
  • A tiempo real junto al avance de la protagonista, los tres colores restantes son los antagonistas; qué hacen, dónde y con quién.
  • La franja roja significa en qué parte de la historia estoy.
  • Los recuadros bordeados son escenas de un mismo capítulo y los recuadros blancos anotaciones para el capítulo, detalles.

Pero como este hay mil métodos más, sólo debéis de encontrar el vuestro.

Finalmente, y para acabar, el mejor consejo que he escuchado nunca a la hora de empezar a escribir finalmente esa novela: Busca una primera escena que enganche al lector. Empieza en mitad de una acción, ya sea un crimen sin resolver, el asedio a un castillo, el robo de un bolso o una escena de sexo… La que prefieras, pero piénsala muy bien. Porque si empiezas a hablar del tiempo o del mobiliario, o simplemente te paras en largas descripciones, el lector se dispersará. Engánchalo, capta su atención. Y a partir de esa escena será tuyo.

Saludos,

 

MonikBlanchett.

9075996934695939